Rankia Perú Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia España Rankia España Rankia México Rankia México Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder
1 recomendaciones
2

Por Dr. Luis Guillermo Alvarado Vázquez (catedrático de Doctorado en UIC, investigador académico y consultor pyme)

“Bitcoin representa la evolución del dinero”.

Guillermo Alvarado V.

Antecedentes

Oficialmente se sabe que el creador del Bitcoin se autonombra como Satoshi Nakamoto. Se considera que lo más probable es que sea un seudónimo, lo que no se sabe si es de una sola persona o un grupo de personas. El 31 de octubre de 2008 Nakamoto publica el whitepapper sobre el Bitcoin. Este documento explica en que consiste el proyecto del Bitcoin y da un panorama general sobre su funcionamiento. Mientras el 3 de enero de 2009 se crea el bloque génesis de esta criptomoneda iniciando la operación de la red Bitcoin en el mundo.

Nakamoto sugirió que él escribió el código después de sentirse molesto por la crisis financiera que comenzó en 2007 y 2008 y las reacciones de los gobiernos de rescatar a las entidades financieras que habían provocado dicha crisis. La moneda descentralizada de Nakamoto fue una respuesta a la crisis y, en particular, al papel de los bancos en la mediación de las transacciones financieras y responsables mayores de las crisis económicas en el mundo. También fue vinculado a la hostilidad general hacia los intermediarios de pago como PayPal, Visa, MasterCard (Davis, 2011).

El Bitcoin ha tenido una irrupción a los mercados financieros de una forma impresionante. En un reporte publicado en diciembre de 2019 el Bank of America nombró al Bitcoin como la mejor inversión de la década (La Monica, 2020). En la gráfica 1 se puede observar el comportamiento del Bitcoin en la última década.

Gráfica 1. Precio del Bitcoin.

alt

Gráfico elaborado con datos de Investing (2020).

Concepto del Bitcoin

En este apartado se revisan varios conceptos relevantes sobre que es el bitcoin para clarificar la idea que representa esta criptodivisa líder de este mercado.

En su documento sobre el Bitcoin (Nakamoto, Bitcoin: A Peer-to-Peer Electronic Cash System, 2008) define a la moneda electrónica como una cadena de firmas digitales.

Bitcoin es dinero digital. Es una tecnología, es una moneda y es una red internacional de pagos e intercambios completamente descentralizada, ya que no se respalda en bancos ni gobiernos (Antonopoulos, 2017).

Bitcoin es una moneda en línea que se utiliza en todo el mundo para hacer pagos en línea. Se ha convertido en consecuencia, en un vehículo de inversión en sí mismo y se negocia de una manera similar a otras monedas abiertas. La capacidad de predecir, por tanto, la fluctuación de los precios de Bitcoin facilitaría futuras decisiones de inversión y de pago (Kim, y otros, 2017).  Pero esta capacidad de pronosticar el precio del bitcoin es una tarea bastante compleja debido a su alta volatilidad y también es relativamente nueva por ser el mercado financiero más reciente del mundo que inicia en 2009.

Por su parte, Nakamoto dice que lo que se necesita es un sistema de pagos electrónicos basado en pruebas criptográficas en vez de confianza, permitiéndole a dos partes interesadas en realizar transacciones directamente sin la necesidad de un tercero confiable (Nakamoto, 2008).

Esta parte es muy importante porque significa la independencia de los bancos e intermediarios de pagos como Paypal para realizar transacciones monetarias ya sea para fines comerciales, de reserva de valor, remesa o cualquier otra finalidad de envío monetario.

El bitcoin se registra en un blockchain. El cual es una cadena de bloques, es decir, es esencialmente un libro de registro contable compartido, donde el registro de cada transacción en una cadena de transacciones relacionadas es almacenado en miles de computadoras diferentes alrededor el mundo. Tiene el potencial de terminar con la necesidad de utilizar los intermediarios y dar a los consumidores el control de su información personal (O'Donnell, 2018).

El bitcoin o cualquier otra moneda digital no se guarda en archivos que estén en un lugar concreto; está representado por transacciones que se registran en una cadena de bloques, que es una especie de hoja de cálculo o registro que usa los recursos de una amplia red entre iguales para verificar y aprobar todas y cada una de las transacciones hechas en bitcoin (Tapscott & Tapscott, 2017). La blockchain es pública: todo el mundo puede verla cuando quiera porque reside en la red, no en una determinada institución que se encargue de auditar las transacciones y llevar registros.

En tanto, en el artículo Beyond Bitcoin, Matt O’Donnell comenta que el dinero fíat que es el que se usa comúnmente y es emitido por los bancos centrales de los gobiernos, por lo que está centralizado, y está basado en la deuda para su creación. Lo contrario a la gran mayoría de las criptomonedas que utilizan un sistema descentralizado y en un sistema abierto donde no se requiere bancos como intermediarios ni emisores y no se basan en deuda (O'Donnell, 2018).

En la actualidad predomina en el sistema financiero internacional de bancos centrales y bancos comerciales, el sistema de la reserva bancaria fraccionada, el cual se basa en la deuda para la creación del dinero, y en poseer una reserva de dinero del cual se puede crear hasta nueve veces más por medio de solicitudes de préstamos. Este sistema es utilizado por el Banco de la Reserva Federal y la red de bancos comerciales que sustenta (Federal Reserve Bank of Chicago, 2009).

Mientras que la diferencia clave entre criptomonedas y las monedas que constituyen el dinero fiat es que la tasa de cambio entre ellas no es fija. Hoy las criptomonedas no se usan tan ampliamente como medio de cambio. Pero su popularidad obedece principalmente a su capacidad para servir como una clase de activo. Como tal, pueden tener más semejanzas conceptuales con mercancías como el oro que con el dinero.  (McLeay, Radia, & Thomas, 2015).

En suma, cualquier tipo de dinero es un medio de cambio, depósito de valor y unidad de cuenta (Greeley, 2014). Por tanto, la aparición del mundo de las criptomonedas como un sistema financiero alternativo es ya una realidad, porque cada vez es más frecuente leer o escuchar en las noticias declaraciones de grandes personalidades de las finanzas como Christine Lagarde, directora del Fondo Monetario Internacional (FMI) reconociendo  ventajas de las criptomonedas, como el 14 de noviembre de 2018 en el Festival Fintech de Singapur, donde señaló que hay tres grandes ventajas de adoptar monedas totalmente digitales que son:

  • Inclusión financiera. Las monedas digitales tienen la capacidad para llegar a personas y empresas de regiones remotas y marginadas. Los bancos no están exactamente desesperados por prestar servicios a la población pobre y rural.
  • Seguridad y protección del consumidor. Una moneda digital podría ofrecer ventajas, como medio de pago de resguardo. Y podría alentar la competencia al ofrecer una modalidad alternativa eficiente y de bajo costo.
  • Privacidad. Con el fin de proteger la privacidad, así como evitar la exposición a piratas informáticos y a la extracción de datos sobre el perfil de consumo de los clientes .

Características de las criptomonedas y en particular del bitcoin

Las monedas digitales pueden expandir y tender por el acceso a servicios financieros por parte de personas de bajos recursos que han estado, tradicionalmente, excluidas de sus ventajas debido a los costos asociados a tales servicios (Rivas, 2016).

En primer lugar, se destacan los bajos costos de la transacción, ya que se eliminan los intermediarios, haciendo que el pago sea menos costoso e incluso más rápido que si se realizara por medio de bancos. No solo la compraventa de bienes y servicios podría beneficiarse, sino también los envíos de dinero que podrían ser transferidos de una persona a otra en cualquier lugar del planeta sin ningún tipo de costo o retraso (Alcorn, Eagle, & Sherbondy, 2014).

El caso del bitcoin donde los costos aumentaron y la velocidad de las transacciones se hicieron más lentas debido a que la cadena de bloques se hace más grande y pesada, ha provocado críticas hacia la esencia de las criptomonedas en cuanto a costo y velocidad. Ello también ha provocado bifurcaciones de la moneda original. En el caso de bitcoin ha tenido poco más de 40 bifurcaciones donde la más conocida ha sido Bitcoin Cash que se realizó en 2016.

No obstante, el Bitcoin original sigue subsistiendo fuerte y con un gran equipo de expertos informáticos que le dan un gran valor en sí misma como moneda, ya que se espera en los próximos años nuevas innovaciones que le permitan bajar costos y mejorar velocidad en sus transacciones monetarias, como por ejemplo sucede ya actualmente con la Lightning Network, que es un protocolo diseñado para mejorar el desempeño de las transacciones, ya que permite que estas sean casi instantáneas y con muy bajos costos.

En la gráfica 2 se pueden apreciar las bifurcaciones que ha tenido el Bitcoin. Una bifurcación es una división del equipo de trabajo, y creando una criptomoneda adicional con ciertas mejoras. Pero en realidad ninguna de las bifurcaciones ha logrado competir realmente con el Bitcoin original. Si acaso la que se le acerca un poco más, pero está muy lejana de la capitalización de mercado de la criptomoneda original es el llamado Bitcoin Cash

Gráfica 2. Mapa de bifurcaciones del Bitcoin

alt 2

Gráfico elaborado por DataLight (2019).

Las criptomonedas tienen un proyecto que lo expresan en un “white paper”, donde describen el objetivo de la criptomoneda para resolver algún problema real, expresan la solución y la tecnología a utilizar en esta criptodivisa. Por tanto, es conveniente utilizar desde la problemática que quieren solucionar, que tan masiva se puede convertir su adaptación, si la solución propuesta y tecnología tiene capacidad de resolver el problema. (Cryptoassets: The Innovative Investor’s Guide to Bitcoin and Beyond de Chris Burniske y Jack Tatar, McGraw Hill, 2017).

El principal atractivo del modelo de privacidad de Bitcoin es que la red distribuida evita a los intermediarios, entonces esa apelación se basa en la confianza de los usuarios en el código y la red (Maurer, Nelms, & Swartz, 2013).

La inflación de una criptomoneda como el Bitcoin es imposible. En la mayoría de los países, un banco central controla la oferta de dinero y, en ocasiones, como durante la última crisis puede decidir inyectar más dinero en una economía. Un banco central hace esto. imprimiendo más dinero. Más efectivo en el sistema, significa que el dinero que ya se tiene valdrá menos. Por el contrario, porque Bitcoin no tiene autoridad central, nadie puede decidir aumentar la oferta monetaria. La tasa de nuevos Bitcoins. introducido en el sistema se basa en un algoritmo público y por lo tanto perfectamente previsible (Brito, 2011). Ya que es sabido que el máximo de bitcoins que existirán son 21 millones de unidades (Rodríguez, Rodríguez, & Rodríguez, 2018).

Todo ello le brinda escasez digital. Tanto en el sentido de que su máxima emisión de monedas está ya establecida y no se emitirán más como sucede con el dinero fíat. Como porque, al resolver el problema del doble gasto, para evitar que una misma moneda realice dos compras simultáneas. Ya que el Bitcoin no se puede duplicar, como una foto digital, un archivo PDF, etc. El Bitcoin es infalsificable y no duplicable, por lo cual con su aparición se tiene por primera vez la escasez digital. Y, por tanto, resuelve el problema del doble gasto sin necesidad de un intermediario, ya que un mismo Bitcoin no puede realizar dos compras simultáneas, ya que este no puede duplicarse.

El Bitcoin consta de dos partes: una fuente abierta Protocolo ("el Protocolo") y una moneda ("Bitcoin"). La moneda de Bitcoin se construye sobre un protocolo criptográfico que permite a los usuarios recibir y enviar pagos a través de Internet (Morisse & Ingram, 2016).

Regulación de las criptomonedas

El 14 de enero de 2019, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) demandó coordinación a nivel mundial para la regulación de las ofertas iniciales de criptomonedas (ICO).

Algunos gobiernos se han opuesto al uso del bitcoin. Está por ejemplo el caso de China prohibiendo el 5 de diciembre de 2013 que instituciones financieras y compañías de pagos y comercios utilizaran el Bitcoin (Hendrickson, Hogan, & Luther, 2016).

Otros han tratado de regular el uso de las criptomonedas como el caso de México con su ley Fintech emitida el 9 de marzo de 2018 donde se enfoca un poco más a la legalidad de las Instituciones de Tecnología Financiera, en este caso concreto, hacia las casas de cambio que operan en México, a fin de evitar posibles fraudes a los usuarios (Cámara de diputados del H. Congreso de la Unión, 2018).  Asimismo, en las Normas de Información Financiera (NIF) edición de 2020 ya existe un apartado sobre criptomonedas.

Riesgos sobre el mercado de las criptomonedas

Según el European Banking Authority menciona cinco tipos distintos de riesgos con algunas subcategorías:

(i) riesgos para los usuarios,

(ii) riesgos para otros participantes del mercado,

(iii) riesgos para la integridad financiera,

(iv) riesgos para los sistemas de pagos en dinero fiduciario y

(v) riesgos para los reguladores (Rivas, 2016).

Conclusiones

En este artículo se seleccionaron varias definiciones que ayudan a clarificar qué es el Bitcoin, sus alcances, su finalidad, sus ventajas y riesgos. Así como se abordó brevemente sobre sus antecedentes. Todo ello, con el fin de comprender mejor que es el Bitcoin y porque se considera que representa la evolución del dinero: dinero digital, descentralizado, autónomo y con características deflacionarias, a diferencia del dinero fíat.

Referencias

Alcorn, T., Eagle, A., & Sherbondy, E. (2014). Legitimizing Bitcoin: Policy Recommendations. Obtenido de Foundations of Information Policy: http://web.mit.edu/alcorn/

Alvarado , L. G., & Morales , A. (2020). Un enfoque de complejidad utilizando los métodos financieros: Análisis Discriminante de Altman y Valor Intrínseco de Graham con respecto al precio de la acción bursátil. En P. Aguilar, La complejidad y la transdiciplinariedad (diferentes enfoques) y su aplicación a las finanzas. Guatemala: Universidad de San Carlos de Guatemala.

Alvarado, L. G. (2017). Razones financieras y múltiplos que impactan el rendimiento de las acciones que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores en el periodo 2006-20015 (tesis doctoral). México.

Antonopoulos, A. (2017). Internet del dinero (Volumen 1). Merkle Bloom LLC.

Banco Mundial. (5 de octubre de 2020). Datos Banco Mundial. Obtenido de https://datos.bancomundial.org/indicator/FP.CPI.TOTL.ZG

Brito, J. (2011). Online cash Bitcoin could challenge governments. Techland, Time Magazine.

Cámara de diputados del H. Congreso de la Unión. (2018). LEY PARA REGULAR LAS INSTITUCIONES DE TECNOLOGÍA FINANCIERA. México: Diario Oficial de la Federación.

CNBC. (4 de June de 2018). Google searches for 'bitcoin' nosedive 75% this year as interest in struggling cryptocurrency wanes. New Jersey, USA.

Coinmarketcap. (septiembre de 2020). Coinmarketcap. Obtenido de https://coinmarketcap.com/

Cortéz, W. (julio-diciembre de 2008). Valor razonable. Un nuevo método para valuar los bienes económicos. Perspectivas(22), 209-218.

Damodaran, A. (2012). Investment Valuation. New York: John Wiley & Sons Inc.

Davis, J. (2011). The crypto-currency. New Yorker.

Di Filippo, A. (2006). Teorías del Valor Económico y de los Precios. Apuntes del CENES, 26(42), 25-48.

Fama, E., & Blume, M. (1966). Filter rules and stock market trading. Journal of Business, 39(1), 226-241.

Federal Reserve Bank of Chicago. (2009). Modern Money Mechanics: A Workbook on Bank Reserves and Deposit Expansion. Chicago: Createspace Independent Publishing.

Fondo Monetario Internacional. (18 de noviembre de 2018). Fondo Monetario Internacional. Obtenido de https://www.imf.org/es/News/Articles/2018/11/13/sp111418-winds-of-change-the-case-for-new-digital-currency

García Padilla, V. M. (2013). Modelo Matemático para el Reporte Financiero que Estima el Rendimiento de las Acciones de Empresas que Cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores (tesis doctoral). Insituto Politécnico Nacional. México: Escuela Superior de Comercio y Administración.

Graham, B. (2010). Invertir según Benjamin Graham. Barcelona: Deusto.

Graham, B. (2019). El inversor inteligente. Nueva York: HarperCollins Español.

Graham, B., & Dodd, D. L. (2009). Security Analysis. Barcelona: Deusto.

Greeley, B. (31 de enero de 2014). The dollar will never fall to bitcoin. Obtenido de http://bit.ly/1cTGLMH

Hendrickson, J., Hogan, T., & Luther, W. (April de 2016). The political economy of bitcoin. Economic Inquiry, 54(2), 925-939.

Instituto Mexicano de Contadores Públicos. (2016). Normas de Información Financiera (NIF 2016). México: IMCP.

Investing. (Febrero de 2019). Investing. Obtenido de https://mx.investing.com

Kim, Y., Lee, J., Park, N., Choo, J., Kim, J., & Hun, C. (Mayo de 2017). When Bitcoin encounters information in an online forum: Using text mining to analyse user opinions and predict value fluctuation. (U. o. Texas, Ed.) Plos One, 1-15.

Krause, M. (mayo-agosto de 2014). La imposibilidad de medir el valor impide a los economistas conocer las valuaciones subjetivas que las personas tienen sobre los bienes, no obstante el emprendedor intenta descubrir las motivaciones del consumidor. Revista Análisis Económico. (M. Á. González, Entrevistador) Universidad Autónoma Metropolitana.

Maurer, B., Nelms, T., & Swartz, L. (2013). ‘‘When perhaps the real problem is money itself!’’: the practical materiality of Bitcoin. Social Semiotics, 23(2), 261-277.

McLeay, M., Radia, A., & Thomas, R. (julio-diciembre de 2015). El dinero en la economía moderna: una introducción. Revista de Economía Institucional, 333-353.

Morisse, M., & Ingram, C. (enero-abril de 2016). A mixed blessing: Resilience in the entrepreneurial socio-technical system of bitcoin. Journal of Information Systems and Technology Management, 13(1), 3-26.

Muñoz, T. (2012). La Moneda: Investigación Numismática y fuentes archivísticas. Madrid: Universidad Complutense.

Nakamoto, S. (2008). Bitcoin: A Peer-to-Peer Electronic Cash System. Obtenido de www.bitcoin.org

O'Donnell, M. (March de 2018). Beyond bitcoin. Policy: A Journal of Public Policy and Ideas, 34(1), 30-33.

Ramírez Atehortú, F., & Zwerg-Villegas, A. (2012). Metodología de la investigación: más que una receta. (20), 91-111.

Rivas, P. A. (enero-junio de 2016). La inclusión del bitcoin en el marco de la soberanía monetaria y la supervisión por riesgos en Colombia. Revista de Derecho Privado, 1-36.

Rodríguez, A., Rodríguez, J., & Rodríguez, J. (2018). ¿Qué pasa con el bitcoin? Madrid: Independently published.

S&P Dow Jones Indices. (31 de mayo de 2019). S&P/BMV IPC Sustentable. Recuperado el 18 de junio de 2019, de S&P Dow Jones Indices: https://espanol.spindices.com/indices/equity/sp-bmv-ipc-sustainable

Tapscott, D., & Tapscott, A. (2017). La Revolución Blockchain. Barcelona: Deusto.

Van Alstyne, M. (Mayo de 2014). Why Bitcoin has value. 57(5), 30-32.

 

 

 

 

 

  1. en respuesta a Crconline
    #2
    comisario1000
    Muchas gracias Doctor. Saludos.
  2. #1
    Crconline
    Excelente artículo, felicitaciones Guillermo!!! 
    1 recomendaciones
1 recomendaciones